Odio el spam

No me refiero a el jamon que viene enlatado al decir que odio el spam, sino a toda la porquería de publicidad que llega por cuanto medio electrónico se inventa.

Correo electrónico, mensajes instatáneos, mensajes de texto en el celular, y ahora, ni siquiera los blogs se salvan.

La manera que encontraron para aprovecharse de los blogs, es utilizar los comentarios. Ponen alguna frase al azar, sin relación alguna con el contenido del sitio, y un enlace al sitio que estan promocionando, por lo general algun sitio de apuestas.

Por dicha, con wordpress (el software detras de mi blog) yo encontré una manera para ocultar estos comentarios, pero aún así tengo que borrarlos manualmente, y puede ser algo tedioso si se considera que después de un fin de semana pueden llegar a haber cientos de comentarios spam. Pero aparentemente, a los que usan otro software no les va tan bien, hasta el punto de tener que deshabilitar los comentarios, perdiendo una parte muy importante de su blog.

Deje un mensaje